Miembro de la Asociación Madrileña  de Galerias de Arte. Unión de Asociaciones de Galerías de Arte de España.

 
  GALERÍA ORFILA.   
C/Orfila, 3.    28010 Madrid.

  Tlf. 91 319 88 64

  Horario: Martes a Sábado 11 a 13'45 y 17'30 a 20'45h. Lunes sólo tarde.

  galarteorfila@hotmail.com


     SANTIAGO FONT    artefactos (cinéticos y pinturas)   9 al 30 de diciembre de 2008

   Santiago Font ha desarrollado gran variedad de trabajos dentro de las artes plasticas; en el campo de la pintura ha mostrado su obra en exposiciones individuales y colectivas como Arteko, Art Madrid, Espacio La Boca, de Madrid, poseyendo cuadros suyos la Universidad Carlos III de Madrid. Desde 1990 se dedica regularmente al arte cinetico, en diversas facetas, como la serie de once modelos recortables para construir en tres dimensiones con todo tipo de objetos y figuras móviles, publicados en 1994 en el diario El País; la serie de seis móviles impresos, encargo de Nestlé con ocasión de los Juegos Olímpicos de 1996; además de las piezas escultóricas animadas cinéticamente por medios mecánicos, como las que presenta ahora en la galería Orfila.

    Gonzalo Abril, catedrático de Semiótioca de la Universidad Complutense, dice en su texto "Maquinaciones poéticas de Santiago Font", entre otras cosas:

   ... En la interpretación del trabajo artístico, la función de lo mecánico, lo maquínico, se restringe por lo general al momento puramente instrumental, no al contexto de la invención ni al resultado. En otras palabras, lo habitual es entender la obra de arte como producto de las máquinas, ópticas o de otro tipo, y no como máquina en sí misma. Y sin embargo toda obra de arte es 'también' una máquina.

   Por supuesto, una máquina semiótica en la medida en que efectúa transformaciones que las representaciones, de los modos de simbolizar, del sentido del espacio y el tiempo... Pero también una máquina en su acepción más general, como dispositivo que procesa energías psicofísicas, por efecto de cuya intervención se transforman estados de la materia, y sobre todo por las que las configuraciones historicas del pensamiento y del lenguaje, las 'formae mentis', adquieren el nuevo estaturo ontologico de acontecimientos, procesos sensibles, objetos tangibles.

   ... En las obras de Santiago Font pueden leerse algunas de estas herencias, efectos y afectos, incluida la ironía respecto al culto maquínico. Puede leerse tambien la afición al 'ready made', a la 'trouvaille', al objeto reciclado que encuentra su resurrección simbólica en un medio imprevisto: como el pequeño motor de un electrodoméstico que anima el paso de un muñeco antropomorfo o zoomorfo.

   ... En casi todos los casos, la obra se anima para mostrarse como una entidad intermedia entre el objeto y el sujeto, entre lo "mecánico" y lo "vivo", pero justo en la dirección contraria a la que cifraba, según Bergson, el sentido de lo risible. Sorprendentemente, nada de esto contradice el ejercicio a veces virtuoso de la pintura ni la evocación de la representación clasica.


   Pero más allá del control de las variables mecánicas, pictoricas y escenográficas, los objetos móviles de Santiago Font hablan frecuentemente de las ingerencias del azar y de la respiración más honda de la vida entre estruendo menudo de los pequeños motores.

   
 El sueño de Diana. 50 x 41 x 45 cm. Maniquí de Bellas  Artes, madera, tela, plástico EVA y mecanismos reciclados.
 Fatigas. 47 x 22 x 19 cm. Maniquí de Bellas Artes, tela,  madera, motor y mecanismos reciclados.
 La silla sevillana. 15 x 15 x 32 cm. Aluminio, plástico EVA,  motor y mencanismos reciclados. Funcionamiento aleatorio.
 Peces. 94 x 39 x 9 cm. Madera, vidrio, plástico Eva.

Copyright © Galería Orfila